SIN NOVEDAD EN EL FRENTE: Reflexiones sobre el Oscar 2009


Regreso al blog. Largo tiempo sin escribir. O más bien escribiendo tanto que no me daba tiempo de hacerlo en el blog. Pero bueno, la ocasión lo amerita. El Oscar 2009 es este domingo y aunque todo indica que nuevamente será una noche sin sorpresas, pues igual estaremos ahí, frente al televisor esperando los resultados.

En realidad, no hay muchas novedades. El mismo formato de películas nominadas. Dramas de época (El Lector), la sorpresa independiente (Slumdog Millionaire), la apuesta “seria” hollywoodense (El Curioso Caso de Benjamin Button), la exitosa obra de teatro llevada el cine (Frost / Nixon) y la ejemplar biografía (Milk). Un menú especial para el gusto de los académicos. Nada fuera de lo común.


En un año en que mucho se habla del desinterés de los televidentes por este premio, muchos pensaban que era buen momento para nominar una película adorada por el público y aclamada por la crítica. Pocas veces crítica y espectadores han coincidido de forma tan convincente, Batman, El Caballero Oscuro, se encuentra en la lista de las mejores películas de casi todos los críticos norteamericanos y la taquilla avala su tremendo suceso. Por unanimidad ha sido considerada no sólo la mejor película de súper héroes de la historia si no una de las mejores del año 2009. La Academia la ha nominada a 8 premios. Sin embargo, dejó de mencionarla como mejor película y mejor director, pese a que no son pocos quienes pensamos que lo merecía. Fue una jugada que muchos critican y que podría aumentar el desinterés. Batman no está nominado. Una gran oportunidad desaprovechada para acercar el Oscar a los televidentes. Pero aparentemente la Academia no está preparada para salir de su formato. ¿Una película de superhéroes nominada? Quizás sea mucho para los conservadores, o más bien avejentados académicos.


Eso sí, el premio a Heath Ledger es lo más esperado de la noche del domingo. Su prematuro deceso y su enorme trabajo como El Joker lo han convertido rápidamente en leyenda. Ha ganado casi todos los galardones existentes. Se lo merece. No habría razón para que el Oscar le sea esquivo. Sin embargo, habría que recordar que usualmente las sorpresas se originan en los rubros de actor secundario y actriz secundaria. Negarle el Oscar a Ledger sería antipático por parte de la Academia. Pero la Academia suele ser antipática. Por ahí muchos mencionan a Robert Downey Jr. como una remota posibilidad al premio a Mejor Actor Secundario. Vamos, es Iron Man. Además, está nominado por hacer de un actor obsesionado con el Oscar haciendo de un soldado afroamericano. Gran trabajo, aunque que creo que lo hecho por Ledger es de antología. Ahora pensemos un momento en el show: imaginen el rostro de Downey Jr. desencajado al arrebatarle el premio al adorado Heath. El público enmudecido, sin saber qué hacer. ¡Eso es televisión, señores!, diría Jack Donaghy, el inescrupuloso ejecutivo de televisión interpretado por Alec Baldwin en 30 Rock. Los gringos saben bien que la controversia vende. No me malinterpreten. Simplemente es una alucinación de un vil ejecutivo de televisión. Todos esperamos que Heath Ledger gane. Su actuación es simplemente soberbia. Los otros nominados Philip Seymour Hoffman (tiene un Oscar muy reciente) y Josh Brolin (muchos creen que tiene posibilidades, pero creo que en Milk hay quienes merecían más esta nominación) no tienen muchas posibilidades. Ojo que Michael Shannon podría ser la sorpresa bajo la manga de la Academia. Igual mi voto es para Heath Ledger.


En cuanto a actriz secundaria, pues se menciona a Penélope Cruz. Dos españoles consecutivos, quizás sea mucho para Hollywood. Además, Penelope es joven. Puede esperar ¿no? ¿Quién podría tener opción? Pues cualquiera. Marissa Tomei ganó el premio en la misma categoría por Mi Primo Vinny, uno de los mayores desaciertos que se recuerden en el Oscar. Incluso existe la leyenda de que el viejo Jack Palance se equivocó al momento de nombrar a la ganadora (las otras nominadas eran la peso pesados Judy Davis, Vanessa Redgrave, Miranda Richardson y Joan Plowright). Aunque Tomei ha demostrado lo buena actriz que es, creo que un Oscar es suficiente. A no ser que la Academia quiera reafirmar su decisión de años atrás y darle un segundo premio. Fríamente hablando, su actuación ben The Wrestler es magnífica. Más posibilidades tiene Viola Davis por Doubt. Su enfrentamiento histriónico con Meryl Streep saca chispas en la pantalla. Algo parecido sucede con Amy Adams, una gran actriz en pleno ascenso, cuyo nombre suena menos en las apuestas. La sorpresa podría ser Taraji P. Henson. Es el premio que necesita El Curioso Caso de Benjamin Button, que ahora que en el último tramo ha perdido algo de brillo. Aún así creo que Viola Davis será la ganadora.


La mejor actriz es otro premio prácticamente cantado. Al menos eso espero. Es la sexta nominación de Kate Winslet. No darle el premio por su tremendo trabajo (¡qué gran actriz!) sería un verdadero desplante. Claro que si este desplante lo hacen a costa de Meryl Streep, pues es probable que nadie reclame. Tanto Winslet en El Lector como Streep en La Duda están brillantes por lo que a nivel de actuación es difícil decidirse por una. Aún así espero que sea Kate Winslet la ganadora. Sorpresas: Dos. La Academia podría decidirse por la juventud, talento y belleza de Anne Hathaway en Rachel Getting Married o por la representante del cine independiente Melissa Leo en Frozen River. Menos posibilidades tiene Angelina Jolie, gran actriz, pero más estrella, lo que le quita puntos. Mi corazón está con Kate Winslet.


El premio a mejor actor es quizás la terna más complicada. Todos los candidatos son grandes actores. Es grato ver a los veteranos Frank Langella (Frost/ Nixon) y Richard Jenkins (El Visitante) entre los nominados. También a Brad Pitt, un gran actor que muchas veces no es tomado tan en serio. Sin embargo, son dos nombres los que destacan. En primer lugar Mickey Rourke y su espectacular regreso con El Luchador. Es el favorito de muchos y su retorno al primer plano ha llamado la atención. Sin embargo, tendrá que vérselas con otro chico malo: Sean Penn y su impresionante actuación en Milk. El problema es que mientras Rourke saca provecho de su propia personalidad rebelde, Penn interpreta a Harvey Milk con tal convicción que no se convierte en Milk, es Harvey Milk. Veremos si quien vence este duelo. Sin duda, mi voto es para Sean Penn.

En Mejor Película Animada, no tengo dudas de que Wall – E debería ser la ganadora. Es más, merecía ser nominada a Mejor Película. Una nueva joya de Pixar superior a Bolt y Kung Fu Panda, las otras dos candidatas. Eso sí, nada me haría más feliz que ver a Peter Gabriel recibir el Oscar a la mejor canción por Wall - E. La canción se titula Down To Earth y aunque no la escucharemos en la voz de Gabriel en la ceremonia (no estuvo de acuerdo con reducir a casi un minuto un tema que dura más de cinco), pues su triunfo sería un real acierto.


Mejor director y Mejor película son nominaciones que suelen definirse juntas. Al parecer esta vez no será la excepción. Slumdog Millionaire y Danny Boyle son la sensación de los premios. Todo debería estar listo para que ganen el premio. ¿Lo merecen? Pues me quedo con Milk y el gran trabajo de Gus Van Sant. Sin embargo, prefiero Slumdog Millionaire sobre la otra favorita: El Curioso Caso de Benjamin Button, cinta que me resulta correcta, aunque la siento con el síndrome Oscar. Es decir, una película que el estudio intenta dirigir hacia el gusto de la Academia (noten algunas similitudes con Forrest Gump, otra película escrita por Eric Roth). De hecho se dice que su director David Fincher no estuvo de acuerdo con la edición final. De no mediar sorpresas, Slumdog Millionaire debería ser la ganadora.

A esperar entonces el domingo y ver si todo sigue su cauce normal o si el tío Oscar nos entrega alguna sorpresa.

FOTO 1: UN OSCAR SIN SORPRESAS. LA INCLUSIÓN DE THE DARK KNIGHT EN CATEGORÍAS PRINCIPALES PUDO ANIMAR MÁS LA CEREMONIA.

FOTO 2 Y 3: ¿SE LLEVARÁ EL OSCAR HEATH LEDGER? UN PREMIO MERECIDO POR UNA SOBERBIA ACTUACIÓN.

FOTO 4: EL ELENCO DE LA DUDA EN PLENO. TODOS ESTÁN NOMINADOS. DE IZQUIERDA A DERECHA: VIOLA DAVIS, AMY ADAMS, MERYL STREEP Y PHILIP SEYMOUR HOFFMAN.

FOTO 5: LA GRAN KATE WINSLET, FAVORITA DE LA CASA, EN EL LECTOR.

FOTO 6: SEAN PENN COMO HARVEY MILK. OTRO SOBERBIO TRABAJO DEL TALENTOSO ACTOR.

FOTO 7: WALL - E DEBERÍA LLEVARSE LOS HONORES COMO CINTA DE ANIMACIÓN Y DARLE A PETER GABRIEL SU PRIMER OSCAR POR LA CANCIÓN PRINCIPAL.

FOTO 8: LA GRAN FAVORITA: SLUMDOG MILLIONAIRE. BOLLYWOOD CELEBRA.

"Para mi, el cine son cuatrocientas butacas que llenar". (Alfred Hitchcock)

Música de un Cabeza Hueca

Twitter

Buscar este blog

Cargando...

Páginas Webs Preferidas

Las Horas Perdidas

Expediente Cine

IMDb News

Movieweb

Cinencuentro

Trailers Blog

FOTOS "TALK SHOW"

Videos "Talk Show"

Loading...

Videos "El Sexo Perfecto"

Loading...
 
▲ TOPO ▲